Cuerpos Nutridos

Conoce Los Diferentes Tipos de Proteinas

Conoce a los diferentes tipos de proteínas.

Aquí intentaremos guiaros por el mundo de las proteínas

y cuales deberiamos escoger en cada momento del día.

En las fórmulas de proteína predomina mucho más la proteína que en los
llamados aumentadores de peso.

 La proteína contribuye a aumentar y a conservar la masa muscular,
y también al mantenimiento de los huesos en condiciones normales.
(Estas afirmaciones han sido autorizadas por la Autoridad Europea de
Seguridad Alimentaria).

 Existen diferentes fuentes de proteína: de origen animal o vegetal.
Pueden formar parte de las fórmulas, de forma individual, o bien conjuntamente
con otros tipos de proteínas.

 Las proteínas se constituyen por cadenas de aminoácidos. Una vez consumidas,
se descomponen y el cuerpo utiliza los aminoácidos individuales
para construir sustancias diferentes, desde los tejidos musculares
hasta las hormonas.

 Hay 9 aminoácidos esenciales (histidina, isoleucina, leucina, lisina, metionina,
fenilalanina, treonina, triptófano, valina) los cuales se consideran
esenciales para la vida, porque el cuerpo no puede sintetizarlos y deben
ser proporcionados por la dieta.

 La composición de aminoácidos te dice que util puede ser una fuente de
proteína o un producto. ¿Si el producto contiene todos tipos de aminoácidos
esenciales o no, que tipo de aminoácidos no esenciales tiene y
cual es la proporción enter ellos?

 Todas las proteínas de origen animal reciben el nombre de „proteínas
completas”, ya que proporcionan los 9 aminoácidos esenciales. Sin
embargo, ¡no todas las proteínas vegetales son „completas”!

 ¡A la hora de elegir una proteína, ten en cuenta cuántos tipos de aminoácidos
lleva el producto!

 La velocidad de digestión de los diferentes tipos de proteínas puede ser
más rápida o más lenta. A la hora de entrenar resultan más útiles las de
digestión rápida, mientras que antes de ir a la cama son mejores las de
digestión lenta.

 Asimismo debes tener en consideración posibles intolerancias o alergias
a determinadas fuentes de proteína o a algún componente. Algunas
personas pueden sufrir intolerancia a la lactosa, alergia a la leche, etc.
Teniendo constancia acerca de estos problemas debidos a la ingesta de
algunos alimentos, como pueden ser los lácteos, en caso de tener alguna
reacción adversa (por ejemplo indigestión), ¡trata de encontrar las causas
y elige un producto diferente!

 Aparte de la composición y proporción de aminoácidos, comprueba
también el contenido de carbohidratos y grasas del producto. Si no
tienes ninguna intolerancia o alergia, puedes decidir basándote en tus
preferencias en cuanto al porcentaje de proteínas y contenido de carbohidratos
y grasas, así como también en función de tu presupuesto.

• A menos que seas un competidor, con la competición a la vuelta de la
esquina, tu mayor problema no debe consistir en los gramos de carbohidratos
o grasas que contenga una dosis de proteína.

 Por supuesto debes fijarte en el sabor y la textura del producto.

 Además, muchas fórmulas protéica son reforzadas con ingredientes
como los aminoácidos libres, las enzimas digestivas, las vitaminas, etc.


PROTEÍNA DE SUERO
Las proteínas de suero de leche son las más populares entre las que provienen de la leche. Son
proteínas completas. Pueden contener lactosa, aunque también tenemos versiones sin lactosa
(carbohidrato). Los aislados de proteína son más “puros” que los concentrados de proteína, ya
que contienen menos azúcar y grasa y más proteína. Tienden a ser absorbidas rápidamente.


CASEÍNA
Es el otro componente dominante de la proteína de leche. Es una proteína completa. Su
popularidad reside asimismo en su buen perfi l de aminoácidos y su lenta absorción. La
caseína micelar no-denaturada se considera de mejor calidad que el caseinato de sodio.


PROTEÍNA COMPLETA DE LECHE
Es una proteína completa. La proteína completa de leche se consigue cuando se la
extrae tal y como es, conteniendo caseína y proteínas de suero en su proporción natural,
aproximadamente 80:20. Tiende a ser absorbida lentamente.


PROTEÍNA DE HUEVO
La proteína de la clara de huevo es una de las primeras proteinas completas y complementos
más populares utilizados por culturistas con éxito. En muchos estudios científi cos se la utiliza
como una base estándar con la que el resto de proteínas se comparan. Una de las ventajas
estupendas de la clara de huevo es que es de origen no láctico, por lo tanto los intolerantes a la
lactosa, como los alérgicos a la leche pueden consumirla. Tiende a ser absorbida rápidamente.


PROTEÍNA DE SOJA
Un buen aislado de soja es una fuente de proteína fácilmente digerible de origen no animal con
una condensación y de calidad alta y con grandes cantidades de aminoácidos importantes.
No contiene ni lactosa, ni colesterol. Es una proteína completa que tiende a ser absorbida
rápidamente.

BEEF PROTEIN
La carne bovina tiene una fama legendaria entre los deportistas orientados a los objetivos
y de entrenamientos duros – mucha gente experimenta un mayor crecimiento muscular
consumiendo esta carne que la del pollo. Beef Protein es una gran alternativa a la leche
de proteínas. Obviamente, para muchas personas la intolerancia a la lactosa o alergia a la
leche puede ser un problema grave, mientras que muchos otros siguen en cierta medida
una dieta paleo, donde los productos lácteos está


Esperemos que os haya gustado.

Un cordial saludo del equipo de Cuerpos Nutridos

Dietas Personalizadas

Comprar proteinas



Usamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y obtener estadísticas anónimas. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información